Twitter Facebook Google Buzz

Faraján

Serranía de Ronda

Faraján

Sobre una suave colina, en un paisaje de profundos barrancos surcados por arroyos que desembocan en el Genal, se localiza el pequeño pueblo de Faraján, atractivo por su entorno natural y su casco antiguo

Faraján es uno de los pocos pueblos de la Serranía de Ronda que se sitúa casi en llano, sobre la cumbre de una suave colina. La belleza de este pueblo y su entorno llamó la atención del escritor norteamericano E. Hemingway que lo definió como un cisne blanco sobre un estanque de esperanzas.

El pueblo cuenta con poco más de trescientos habitantes manteniendo en sus calles y casas el estilo tradicional de los pueblos andaluces. La localidad se organiza en ttorno a una plaza central cuadrada, en uno de cuyos angulos se sitúa la iglesia parroquial. Convergiendo con esta plaza se sitúan las calles principales del pueblo rodeadas de casas encaladas con balcones enrejados y abundante decoración floral.

La historia de este pueblo cuenta con muchas lagunas, siendo la única noticia palpable de su existencia durante la época árabe que le dieron el nombre de Farraján que significa lugar alegre y ameno.

El principal monumento de la localidad es la Iglesia de Nuestra Señora del Rosario.

Datos de InterésUpDown

Mapa de Faraján

Número de habitantes: 301

Extensión del municipio: 20 km2

Web: www.farajan.es

Email: farajan@sopde.es

Teléfono: 952180506

HistoriaUpDown

Las primeras noticias que se tienen sobre la ocupación de estas tierras, pertenecen a la época árabe, que le dieron su nombre Farrajan, que significa lugar ameno, alegre, deleitoso.

Estuvieron asentadas en él diversas tribus de origen magrebí que coexistieron pacíficamente con minorías judías y cristianas procedentes de los prisioneros hechos en campañas bélicas. Vivían en pequeñas alquerías como Albalaxtear, Chucar, Cenajen y Castillejo.

Tras la conquista de Ronda, las alquerías son abandonadas, agrupándose sus habitantes en Faraján que se constituye como Realengo perteneciente a Ronda.

En el siglo XVI, tras la expulsión de los moriscos, la zona queda prácticamente despoblada, repoblándose con familias cristianas.

En 1814, el rey Fernando VII le otorga Carta de Real Privilegio de Villa en premio a la constancia, lealtad y sacrificios soportados durante la Guerra de Independencia contra los Franceses y le permite usar como escudo las armas de la Corona Española con el emblema muy noble y fidelísima Villa de Farajén.

Faraján
  • Faraján
  • Faraján

Alojamientos rurales recomendados en Faraján

Agenda de fiestas de Faraján

Lugares de interés de FarajánUpDown

Iglesia de la Virgen de Ntra. Sra. del Rosario

Esta iglesia fue construida a principios del siglo XVI (en 1505), reformada en el siglo XVIII y totalmente reconstruida a mediados de este siglo.

GastronomíaUpDown

En Faraján al igual que en el resto de los pueblos del Valle del Genal, la gastronomía tiene su fundamento en una larga tradición que ha sabido combinar los productos del terreno con la dieta alimentaria en función de la estacionalidad. La primavera es el tiempo de los guisos con hierbas silvestres como tagarninas, hinojos, collejas o espárragos trigueros. Durante todo el año se pueden degustar las ollas serranas y los diversos potajes de garbanzos, y, entre las carnes, los guisos de conejo y la amplia variedad de platos y embutidos procedentes del cerdo.

Un apartado especial merecen los productos de la huerta, el Valle del Genal nutre a sus pueblos de gran variedad de verduras, hortalizas y frutas frescas.

La repostería guarda en buena medida el recuerdo de la tradición morisca, siendo característicos la harina de trigo, el azúcar y el aceite de oliva combinados en perfecta armonía y aromatizados con canela, matalahúva y ajonjolí, y acompañados en ocasiones de almendras y nueces.

NaturalezaUp

Faraján, que en árabe significa "lugar ameno" está situada en la comarca de Ronda y más concretamente en el Alto Genal. Sus tierras se extienden desde los altos del Jardón (1.156 m.) y del Romeral (960 m.) hasta los cerros de los Hoyones (974 m.) y de la Rosa (821 m.). Entre ambos relieves se abre paso el río Genal encajado en profundos barrancos por los que trepan pinares, castaños, encinas y alcornoques pero sobre todo castañares, que son los protagonistas principales del paisaje del Alto Genal.

Uno de los rincones de mayor belleza del Alto Genal es el de las Huertas de Balastar, situado en la zona baja del municipio. Los propietarios de las pequeñas parcelas mantienen aún un antiguo sistema de regadío que aprovecha el caudal del arroyo Balastar que recorre estas huertas antes de llevar sus aguas hasta el Genal. En su curso, este riachuelo se encuentra con un territorio escarpado, que salva con dos impresionantes cascadas. Gracias a la riqueza acuífera de estas sierras, durante cualquier época del año se puede disfrutar de estas espectaculares cascadas.

Otro de los enclaves ecológicos de Faraján es la Sierra de El Romeral, donde se han habilitado rutas senderistas que permiten conocer un extenso pinar, rodeado por alcornocales y encinares. A través de este itinerario se alcanza a ver una de las mejores perspectivas del pueblo, rodeado por distintos matices de verde, como el que ofrecen durante la primavera y el verano los castaños.

MAPA DEL SITIO

Diseno web Malaga Descuentos turismo rural